¿Cuáles son los beneficios de la instalación de placas solares en las comunidades de vecinos?

En los últimos años, el desarrollo sostenible y la sustentabilidad, se han convertido en la clave para mejorar el bienestar de las personas. Los países, especialmente en Europa, han estado trabajando arduamente por una recuperación verde, donde la crisis económica de la COVID-19 se convierte en el mejor momento para celebrar un reinicio de la economía a nivel global.

“Resulta sumamente importante tomar conciencia sobre el cuidado del medioambiente y adoptar medidas para acompañar este cambio en las comunidades de vecinos”, afirma Blanco. Y agrega: “Hace tres años que se permite la instalación de placas solares de manera comunitaria para compartir los gastos, haciendo uso del autoconsumo”.

En este sentido, El Pacto Verde aparece como una nueva estrategia de crecimiento para la Unión Europea, cuyo objetivo es obtener los beneficios y el estímulo de las economías y los ciudadanos, al mismo tiempo que se acelera la transición hacia un mundo verde.

“En países como Alemania, la preocupación por el cuidado del consumo ha ayudado a la instalación de placas solares en gran parte de los edificios de las grandes ciudad. De esta forma, se puede ahorrar hasta un 30% en la factura de luz de la comunidad, lo que puede equivaler a una suma similar a los 25.000 euros”, finaliza Mercedes Blanco.

Eficiencia energética y cuidado del medioambiente

La revolución energética contempla cambios en los usos y consumos de las energías renovables que existen en el planeta. Entre los puntos más destacados que plantean los países de la Unión Europea, está el de consumir energía renovable y contribuir a la reducción de emisiones contaminantes, por ejemplo a través del uso de placas de energía solar.

En el ámbito legal, mediante el Decreto ley 16/2019, la Generalitat eliminó “las barreras legales” ya que la autogeneración fotovoltaica permite que el ciudadano genere, gestione y consuma su propia energía, y que provenga de fuentes renovables con un impacto mínimo en el medio ambiente.

 “El lugar ideal para una instalación con placas solares es aquel en el que los rayos del sol pueden incidir perpendicularmente durante el mayor tiempo del día posible”, afirma Mercedes Blanco. Y agrega: “La ley establece 3 posibilidades para promover el autoconsumo: al compartir el mismo edificio residencial, la instalación de placas solares en la azotea compartida; la instalación en un edificio vecino en un radio de 500 metros, o al compartir los 14 dígitos de referencia catastral”.

El cambio en el consumo energético se convierte, entonces, en uno de los elementos más importantes para aplicar por los gobiernos que buscan mejorar la situación ambiental de sus países. El impulso del autoconsumo es uno de los ejes de la política energética de la administración, que tiene como objetivo lograr “la descarbonización de la economía y las sociedades catalanas en 2050”.

Comparte esta noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *