La demanda inmobiliaria podría conseguir rebajas de hasta un 20% hasta finales de año, según AEPSI

La Asociación Española de Personal Shopper Inmobiliario (AEPSI) prevé que tras el confinamiento se abra un periodo de seis meses de oportunidad para el comprador o inversor inmobiliario, especialmente en el segmento residencial. En este sentido, la organización informa de que, si bien el precio medio de la vivienda se va a contraer una media de un 10% en España y un 5-7% en las grandes ciudades, los compradores pueden llegar a obtener una rebaja de hasta el 20% durante el proceso de negociación para la compra de residencias principales, una cifra que en el mercado de segundas residencias podría alcanzar el 25-30% de rebaja debido a la caída drástica de la demanda en el mercado vacacional.

El residencial no es el único segmento en el que se vivirá un periodo propicio para la compra de bienes inmuebles. Los mercados de oficinas y de locales comerciales también se van a ver afectados en el corto plazo, razón por la que habrá oportunidades de adquisición especialmente en segundas líneas, donde se podrán producir compras con descuentos de alrededor del 20% debido a la consolidación del comercio electrónico y el teletrabajo durante los dos meses de confinamiento.

En este sentido, las marcas apostarán por la inversión en locales flagship, un modelo que ya venía ganando fuerza en los últimos años y que a partir de ahora se consolidará todavía más. En lo que a locales se refiere, AEPSI reclama a la Administración que ponga en marcha nuevas políticas de vivienda que regulen de manera efectiva el cambio de uso de locales comerciales a viviendas como forma de aprovechar locales vacíos y de solucionar el problema de acceso a la vivienda en las grandes ciudades por la falta de oferta y suelo finalista.

Iñaki Unsain, presidente de AEPSI, afirma que “nos encontramos ante una crisis temporal en forma de U de la que saldremos a principios de 2021, por lo que es importante poner de relieve que durante los siguientes meses el precio de una vivienda no siempre será el mismo que lo que el propietario está dispuesto a aceptar en un momento determinado en función de la coyuntura del mercado o de sus necesidades financieras particulares, habrán oportunidades de rebajas importantes”.

En la misma línea, Montse Moreno, vicepresidenta de AEPSI, subraya que “un personal shopper inmobiliario se mueve como pez en el agua en un escenario de incertidumbre como el que estamos viviendo debido a sus conocimientos y su experiencia, por lo que en los próximos meses su figura va a ser más necesaria que nunca para ayudar al comprador a adquirir el activo adecuado en la ubicación idónea y al mejor precio de mercado”.

Y es que el mercado inmobiliario español ha pasado a estar dominado por los compradores, especialmente aquellos que disponen de liquidez en estos momentos. De hecho, el cliente de un personal shopper inmobiliario acostumbra a ser solvente y contar con fondos propios o posibilidad de financiarse, un factor que, con el asesoramiento adecuado, le permite realizar operaciones que le aseguren una buena rentabilidad ya sea como compra o como inversión.

Comparte esta noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *