Las ejecuciones hipotecarias de viviendas habituales suben un 9,3% hasta marzo tras 5 años de caídas

El número de ejecuciones hipotecarias sobre viviendas habituales se situó en 1.668 en el primer trimestre, cifra un 20,8% superior la del trimestre anterior y un 9,3% por encima de la del mismo periodo de 2019, registrando así su primer aumento interanual tras 20 trimestres de descensos, según la estadística de ejecuciones hipotecarias publicada este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

El objetivo principal de esta estadística es ofrecer trimestralmente el número de certificaciones de ejecuciones hipotecarias iniciadas e inscritas en los Registros de la Propiedad durante el trimestre de referencia. Estadística recuerda que no todas las ejecuciones de hipoteca terminan con el lanzamiento (desahucio) de sus propietarios.

Debido al estado de alarma, durante el mes de marzo la atención diaria al público en los Registros de la Propiedad se realizó exclusivamente mediante correo electrónico o por vía telefónica. Pese a ello, el INE subraya que la tasa de respuesta ha sido del 94%, similar a la de trimestres anteriores.

En el primer trimestre del año se iniciaron 10.558 ejecuciones hipotecarias, un 18% menos que en el trimestre anterior y un 29,8% menos en tasa interanual. De ellas, 9.971 afectaron a fincas urbanas (donde se incluyen las viviendas) y 587 a fincas rústicas.

Las ejecuciones hipotecarias sobre fincas urbanas bajaron un 18,6% en relación al trimestre anterior y un 30,4% respecto al primer trimestre de 2019.

Dentro de las fincas urbanas, 5.534 ejecuciones correspondieron a viviendas, un 8% menos en tasa intertrimestral y un 26,7% menos en términos interanuales, y de ellas 2.202 eran ejecuciones sobre viviendas de personas físicas, un 20,1% más que en el trimestre anterior y un 6,6% superior a la del primer trimestre de 2019.

Y dentro de las viviendas de personas físicas, 1.668 son viviendas habituales de personas físicas y 534 no son residencia habitual de los propietarios.

Por su parte, las ejecuciones hipotecarias sobre viviendas de personas jurídicas totalizaron 3.332 entre enero y marzo, un 20,3% menos que en el trimestre anterior y un 39,3% menos que en el mismo periodo de 2019.

EL 82% DE LAS EJECUCIONES SON SOBRE VIVIENDAS USADAS

Las ejecuciones hipotecarias sobre viviendas concentraron el 52,4% del total de ejecuciones hipotecarias en el primer trimestre de este año.
El 15,8% del total de ejecuciones hipotecarias fueron viviendas habituales de personas físicas, el 31,5% correspondió a viviendas de personas jurídicas y el 5,1% a otras viviendas de personas físicas.

Por su parte, las ejecuciones hipotecarias de otras fincas urbanas (locales, garajes, oficinas, trasteros, naves, edificios destinados a viviendas, otros edificios y aprovechamientos urbanísticos) representaron el 37,6% del total.

El 17,8% de las ejecuciones hipotecarias en el primer trimestre fueron sobre viviendas nuevas y el 82,2% sobre usadas. El número de ejecuciones hipotecarias sobre viviendas nuevas disminuyó un 41,7% en tasa anual (-8,3% en tasa intertrimestral) y el de usadas bajó un 22,4% en relación al mismo trimestre de 2019 (-8% trimestral).

El 22,4% de las ejecuciones hipotecarias iniciadas sobre viviendas en el primer trimestre corresponde a hipotecas constituidas en el año 2007; el 13% a hipotecas constituidas en 2008 y el 11,9% a hipotecas de 2006. El periodo 2005-2008 concentra el 54,6% de las ejecuciones hipotecarias iniciadas entre enero y marzo.

COMUNIDAD VALENCIANA LIDERA LAS EJECUCIONES HIPOTECARIAS SOBRE VIVIENDAS

Por comunidades autónomas, Comunidad Valenciana lideró las ejecuciones sobre viviendas en el primer trimestre, con un total de 1.384, seguida de Cataluña (1.173) y Andalucía (947). En el lado opuesto, con el menor número, se situaron Navarra (19), País Vasco (28) y Extremadura (40).

Sobre el total de fincas, Comunidad Valenciana también encabezó el número de ejecuciones hipotecarias, con 2.388, seguida de Cataluña (2.308) y Andalucía (1.795). Por su parte, Navarra (53), País Vasco (55) y Asturias (97) registraron el menor número.

«SE ROMPE LA TENDENCIA A LA BAJA»

Desde el portal inmobiliario pisos.comsu director de Estudios, Ferran Font, considera que la estadística sobre vivienda habitual “rompe con la tendencia a la baja tras 20 trimestres consecutivos y tiene un impacto muy importante a nivel social y en la inseguridad que perciben los propietarios de las viviendas tras cinco años de buenas noticias”.

Ferran Font resume así la evolución de los desahucios en España: “Mientras el 54,6% de las ejecuciones corresponden a hipotecas concedidas en plena burbuja inmobiliaria, entre los años 2005 y 2008, sólo un 6,5% corresponden a los últimos 5 años. La Comunitat Valenciana y Catalunya lideran esta estadística superando claramente las 1.000 ejecuciones de viviendas, mientras Navarra, que vuelve a estar en la cola, no llega a las 20”.

Comparte esta noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *