El precio del alquiler en costa sube un 2,86% y el de venta un 0,91%

La vacunación es la gran esperanza del turismo español para la temporada veraniega. A medida que se incrementa el ritmo, las reservas en apartamentos turísticos van aumentando. Los precios también aumentan, pero se mantienen muy estables. Según el portal inmobiliario pisos.com, una vivienda tipo en venta en las playas españolas cuesta, de media, 237.982 euros, un 0,91% más que en 2020, cuando el precio medio fue de 235.829  euros. La variación hace un año fue del 1,88%. En cuanto al alquiler, se ha pasado de una renta media de 730 euros semanales a 751 euros, lo que se traduce en un repunte interanual del 2,86%. El año pasado se registró una subida del 2,29%.  
                   
Lo que permanece invariable es la amortización. En 2021, como en 2020, deben pasar 32 años para que el propietario amortice la compra, suponiendo que se disfrutara del piso dos semanas al año y se alquilara a un tercero ocho semanas más. En cuanto a la rentabilidad por alquilarlo, esta ha pasado del 2,48% en 2020 al 2,52% en 2021.

Para Ferran Font, director de Estudios de pisos.com“aunque las restricciones de movilidad se están relajando, el cliente nacional seguirá apostando mayoritariamente por las costas patrias. Las playas del Cantábrico refuerzan el protagonismo alcanzado el año pasado, mientras que las zonas consolidadas del Mediterráneo seguirán siendo muy atractivas”. Asimismo, el portavoz del portal inmobiliario espera que “los países extranjeros que tradicionalmente han apostado por nuestras costas se den cuenta de que España es un destino seguro”.
 
Costa del Garraf (483.035 €) repite en primera posición en el ranking de los pisos medios más caros en venta. Costa Vasca (432.618 €) y Costa Brava (371.691 €) se mantienen en segundo y tercer lugar. En cuanto a los pisos medios más económicos, se localizan en Costa de Almería (116.072 €), Costa Cálida (146.523 €) y Rías Altas (150.709 €), al igual que el año pasado. Atendiendo a las variaciones interanuales, las mayores bajadas se dieron en Costa Vasca (-5,09%), Costa Brava (-3,32%) y Costa Dorada (-2,66%). Las que más crecen son Costa Verde (7,59%), Costa del Sol (6,45%) y Costa de la Luz (6,29%).

Al igual que en 2020, los litorales de Almería (436 €/semana), Rías Baixas (465 €/semana) y Rías Altas (480 €/semana) son los más asequibles para el alquiler, mientras que Baleares (1.705 €/semana), Costa Brava (1.246 €/semana) y Costa del Garraf (1.141 €/semana) son los más costosos. Costa Verde (7,08%), Costa de Cantabria (6,90%) y Costa del Sol (6,85%) son las zonas que más han subido frente a 2020. Las costas que más han bajado sus rentas son Rías Baixas (-1,06%), Costa Dorada (-0,69%) y Baleares (-0,47%).
 
Respecto a la rentabilidad, la costa que más beneficios reporta a los propietarios es Baleares (3,89%), al igual que el año pasado. Costa Cálida (3,39%) y Costa de Valencia (3,23%) son las siguientes en rentabilidad. Respecto a las zonas donde menos se gana con el alquiler, Costa Vasca (1,58%), Costa del Garraf (1,89%) y Costa de Cantabria (2,03%) protagonizan el ranking.

Comparte esta noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *