Elecciones autonómicas, las que más impactan al sector inmobiliario

Madrid disfruta desde hace años de un posicionamiento privilegiado ya que es una de las cinco primeras ciudades del mundo de inversión inmobiliaria de lujo, según Knight Frank.  
Uno de los principales factores que han conseguido atraer a Madrid a los inversores extranjeros ha sido contar con un marco legal, fiscal y político estable y sostenido en el tiempo de ahí la importancia de los resultados de los comicios del próximo 4 de mayo.
 
Gonzalo Robles, CEO de Uxban, firma inmobiliaria fundada en 2014 y enfocada en el diseño y promoción de viviendas de alto standing, apunta en este sentido Barcelona es un claro ejemplo de cómo en poco tiempo se puede perder peso y protagonismo en este segmento del mercado por la falta de estabilidad y el exceso de desarrollo normativo que poco incentiva la creación de riqueza”.

Las elecciones autonómicas más impacto en el sector que las generales

Las elecciones autonómicas tienen más impacto en el mercado inmobiliario que los comicios de las generales ya que como apunta Gonzalo Robles, “paradójicamente, mientras que a nivel mediático unas elecciones autonómicas como éstas tienen menos repercusión internacional, por lo que a priori el inversor extranjero no está tan pendiente, el resultado sin embargo tiene un impacto mayor sobre el mercado inmobiliario que unas elecciones generales, ya que todos los impuestos importantes que lo regulan están en manos de las Comunidades Autónomas”.

Los resultados electorales acaban impactando tanto al comprador nacional como al extranjero, si bien la diferencia es que en el caso del español las consecuencias sobre el mercado son inmediatas, sobre todo en términos de inversión ya que condiciona directamente su decisión de compra y el margen de negociación, lo cual tiene un reflejo directo en el precio tanto al alza como a la baja”, según puntualiza el CEO de Uxban.

El lujo es un sector tradicionalmente conservador que suele actuar con mucha cautela, máxime cuando hay partidos como Podemos en su programa o el PSOE a nivel Gobierno que ya han anunciado subidas de impuestos en Madrid, especialmente los que están bonificados respecto a otras Comunidades Autónomas”, apunta Robles y añade “ tenemos el mejor ejemplo tras la moción de censura en 2018 donde con el cambio de Gobierno, unido a unas expectativas demasiado infladas por parte de los vendedores, se produjo un enfriamiento en las transacciones muy acusado”. Impuestos e Incertidumbre, la peor combinación para la inversión en el sector
Existen dos factores que castigan al sector inmobiliario de lujo: la sensación de inestabilidad o incertidumbre y la modificación de los impuestos aplicados a la compra venta de una vivienda.

Unas elecciones por regla general son un factor de incertidumbre por sí mismo. Máxime en estos momentos de extrema polarización de las posturas políticas, donde los programas parecen encaminados a modificar por completo las políticas del oponente.

Este mismo comportamiento es el que se está observando entre los compradores de viviendas de lujo. “Por un lado, tenemos a los inversores que ante esta situación de incertidumbre actúan con prudencia y prefieren esperar a los resultados y por otro, tenemos al comprador que adquiere una casa de lujo como vivienda habitual en base a sus necesidades o momento vital, y está acelerando su proceso de búsqueda para intentar cerrar una transacción lo antes posible ante un posible cambio de gobierno autonómico y un hipotético cambio en la fiscalidad, como por ejemplo en el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales”, comenta el director ejecutivo de Uxban.
 
Respecto al segundo factor, la modificación de los impuestos de patrimonio (tanto de personas físicas como jurídicas) y el de grandes tenedores que plantean partidos como Podemos es precisamente romper ese clima de seguridad y confianza que ha permitido hacer crecer un sector de una forma exponencial en los últimos diez años. “

Como Barcelona perdió y Lisboa ganó en el sector inmobiliario por sus políticas

Lo fundamental no es quién gobierna sino para qué se gobierna”, apunta Robles y apunta como ejemplo,  la trayectoria de dos ciudades dentro del panorama inmobiliario internacional del lujo con diferente evolución: Lisboa y Barcelona.
 
En la capital portuguesa, bajo un gobierno socialista apoyados por diferentes grupos de izquierda, y dando continuidad a las políticas establecidas por Europa para la atracción de inversión extranjera, han logrado auparla a los primeros puestos de destinos preferidos para compra de inmuebles de lujo con incrementos de precio anuales superiores al 5% los últimos años. Concretamente sólo por el concepto de la golden visa han conseguido recaudar más de 6.000 millones de euros.

Sin embargo en la capital catalanacon la aprobación de la ley de vivienda de la Generalitat en 2019, aprobada con la participación de un partido de derechas, no sólo el Tribunal Constitucional ha declarado varios artículos que atentan contra la propiedad privada, sino que inversores que anteriormente depositaban su confianza y su dinero en Barcelona lo estén derivando hacia destinos más atractivos como Madrid, dificultando además el acceso a la vivienda de muchos sectores sensibles y disminuyendo los ingresos vía impuestos que generan esas inversiones.

Please follow and like us:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *