El alquiler de oficinas en Madrid se desploma un 34% por la crisis, según CBRE

El alquiler de espacio para oficinas en Madrid descendió un 34% en el primer trimestre del año en comparación con el mismo periodo del año anterior a causa de la crisis provocada por la pandemia de coronavirus.

Así lo indica la consultora inmobiliaria CBRE, quien detalla que el descenso se registra pese a que la crisis estalló ya en marzo, y que está en línea con el que el sector de arrendamiento de oficinas se ha anotado en el resto de principales capitales europeas.

«El coronavirus ha frenado la magnífica tendencia que mostraba el mercado de oficinas de Madrid en los últimos trimestres», asegura en un comunicado el director nacional de ‘Office Leasing’ de CBRE España, Jose Mittelbrum.

En concreto, entre los pasados meses de enero y marzo se firmaron en Madrid alquileres sobre un espacio de poco más 100.000 metros cuadrados de oficinas, superficie un 34% inferior a la del pasado año.

CBRE apunta no obstante que la comparación se realiza con el primer trimestre de 2019, cuando se cerró una destacada operación, el arrendamiento por parte de ING de un espacio de 35.000 metros cuadrados, que constituyó uno de los mayores alquileres de oficinas de los últimos años.

Asimismo, si la actividad de los primeros meses de 2020 se compara con la media de los primeros trimestres desde que en 2014 arrancó la recuperación de la anterior crisis, la caída de la contratación en el primer trimestre de este año se limita al 18%.

EN LÍNEA CON CAPITALES EUROPEAS

La firma de consultoría indica asimismo que el descenso del mercado de alquiler de oficinas de Madrid está en línea con los registrados en el resto de principales capitales de Europa.

En concreto, en Londres el arrendamiento de espacio para oficinas cayó un 20% en el primer trimestre, en Berlín un 38%, en París un 37%, en Estocolmo un 54% y en Milán, un 30%.

«Los datos en las ciudades europeas reflejan, al igual que en Madrid, una debilidad particular en la segunda quincena de marzo, a medida que la incertidumbre se ha ido extendiendo y la toma de decisiones se ha ido retrasando», detalla la directora de ‘Research’ de CBRE España, Lola Martínez Brioso.

RETRASOS Y APLAZAMIENTOS

No obstante, a pesar de estos descensos, CBRE asegura que la mitad de las empresas que habían iniciado un proceso de búsqueda de espacio de oficinas en alquiler antes de que estallara la crisis de la pandemia en España, mantenían activa su búsqueda, y que, de igual forma, la mayor parte de las negociaciones sobre un arrendamiento que estaban en fase avanzada, continuaron su proceso.

El resto, se han retrasado, «pero apenas se habían registrado cancelaciones», añade la firma, que reconoce que la actividad de alquiler de oficinas sufrirá «retrasos y aplazamientos en lo que queda de año, pero en una intensidad que aún es pronto para evaluar».

Comparte esta noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *